//

AGUSTÍN ISIDRO GÓMEZ ORTEGA

Agustín Gómez vio la luz en la ciudad de Zamora, allá por el año de 1931, un 27 del mes en que se dio el Primer Grito de la Independencia, sus padres fueron Hortensio Gómez y Rosario Ortega, oriundos de Loja.

Tuvo 8 hermanos de los cuales Carlos, Nolberto y Carmen, nacieron en Loja, mientras que Antonio, Luz Agripina, Lucas Oswaldo, Sergio y José, vinieron al mundo en la “Ciudad de Aves y Cascadas”.

Recuerda haber atravesado junto a sus padres momentos muy difíciles por la crítica situación económica, pero, su constancia le permitió salir adelante con gran esfuerzo.

Los primeros años estudió en la Escuela “Lauro Guerrero” y culminó en la “Eloy Alfaro”, “escribíamos en una pizarra, luego borrábamos lo escrito porque teníamos que memorizar todo, además se estudiaba a doble jornada, antes la cosa era seria” relata.

Por ser un estudiante aplicado tuvo la oportunidad de ser becado por dos ocasiones, la primera conjuntamente con Vicente Gálvez y Ángel Izquierdo, al Colegio Central Técnico de Quito para estudiar Telecomunicaciones por cuatro años, pero no pudo irse. La segunda ocasión al Colegio Normal de Uyumbicho, con sus compañeros Luis Emilio Márquez, y el “Tocho Gálvez” los dos se fueron menos él, precisamente por las condiciones económicas muy desfavorables.

Al no haber Colegios en ese entonces en Zamora, optó por ingresar al ejército, de tal manera que fue conscripto y luego soldado. Su afán de tener un futuro prometedor lo llevó hasta la ciudad de Quito, donde estudió por correspondencia en el Colegio Abraham Lyncon de Estados Unidos. Así también siguió el curso de choferes y un gran número de seminarios y capacitaciones que le posibilitaron desenvolverse con solvencia.

Precisamente, en la capital conoce a María Orfelina Navas Gavilanes, su esposa y madre de sus hijos: Judith, Patricia, María, Sandra, Agustín, Luz Verónica y Lorena.

 

Inclinación por la música

Su madre tenía una “vitrola” que se daba manivela y se ponía una aguja para que tocara dos tonos y se pueda cambiar de disco. Este instrumento era alquilado por su progenitora y él con sus hermanos se encargaban de hacerla funcionar, fue ahí donde se aprendió la letra de varias canciones y surgió su inclinación y deseo de cantar.

En dúo con su hermano José, interpreta lo mejor del pentagrama nacional, pero como solista prefiere música romántica y mexicana. Para cantar, Agustín cuenta que analiza la  letra de la canción y su mensaje, ya que no comparte la música que insulta, ofende y hiere los sentimientos. Prefiere la música de los Hermanos Miño Naranjo, Benítez Valencia, Aguayo Guayamabe, Chazo Jara y las Hermanas Mendoza.

Nos dice que sus mejores amigos son: Enrique Sotomayor, Ángel Izquierdo y Pepita Figueroa, entre otros.

Para don Agustín, cada canción es un minuto de la historia de su vida, tiene muchos anécdotas pero nos compartió una en especial y pongo a vuestras consideraciones con profundo respeto hacia la familia Piedra Tello.

“Un cierto día Primo Piedra, me pidió que lo acompañara a dar serenatas a su esposa, la Sra. Rosita Tello (+) y cuando le pregunté qué canción le canto, me dijo cántale esa que dice “Apostemos que me caso” apenas empezando a entonar la letra, salió doña Rosita un poco molesta, al parecer no le agradó el tema... y tuvimos que retirarnos inmediatamente”.

Su trayectoria está impresa también por haber ocupado algunos cargos como Concejal de Zamora en la Junta Militar, Administrador del Hospital de Zamora, Teniente Político de Guadalupe y Jefe de Trabajos del Municipio de Zamora, cargo último del que fue cancelado por el Alcalde de aquel entonces, junto con Bolívar Sarango, Marco Sarango y el “chismoso” (cancelación con piola) dice don Agustín.

La destacada trayectoria musical de este entrevistado está matizada con la compañía de su hermano José, con quien canta a dúo. En el 2006, ganaron el Festival La Guitarra de Oro, desarrollado en Cuenca, con la participación de veinte provincias del país. En el mismo año, el Consejo Provincial de Zamora Chinchipe, le confirió una condecoración al Mérito Artístico.

Su mayor ilusión es hacer un programa especial para agradecer a  los emigrantes, cuyas remesas han mantenido un poco estable la economía del país; además para motivarlos con la música, porque estar lejos de la tierra donde nacimos y sobre todo, de nuestra familia, es muy triste.

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com
Relacionados:
2012-04-24
Entregaron puente carrozable en la comunidad Río Blanco
Paquisha. Con una inversión de 29.929 dólares, el Gobierno Provincial de Zamora Chinchipe dotó de
2017-06-30
Salud materna una prioridad en la comunidad
  Paquisha. La obstetra, Sara Gallo, del centro de salud Tipo B  de  Paquisha del Ministerio d
2012-06-23
Suscriben convenios destinados a ámbitos comunitarios y productivos
Nangaritza. Tres  Convenios de Cooperación Interinstitucional firmó el Gobierno Provincial de Zam

Actualizado (Lunes, 20 de Mayo de 2013 02:42)